Saldo anticipado de un préstamo ¿Sí o no?

Una de las preguntas claves que tienes que hacerte a la hora de tomar un préstamo es si este tiene la opción del saldo anticipado. Ya que te puede entrar una “brisita sabrosa” de algún bono o incentivo con que quieras liquidar tu deuda. Sin embargo es posible que no estés seguro de hacerlo. En Rexi Finanzas te hablo sobre si saldar este préstamo con anticipación vale la pena o no.

¿Qué es el saldo anticipado?

Aunque parezca raro, hay personas que no tienen papa idea de qué es el saldo anticipado. De hecho, en mi consulta veo personas, a las que les planteo es posibilidad y me miran como si les hubiera pedido la explicación de la redondez de la tierra; y para evitarme eso, por si acaso, te explico.

El saldo anticipado, es pagar previo al término del tiempo acordado, el monto de la deuda. Es decir, si tenías que pagarle al banco en 3 años, al hacerlo antes, te anticipas, haciéndolo en menos tiempo.

¿Y por qué es importante esto? Porque dentro del contexto de la negociación que sostengas con el banco debes saber si hacerlo implica un costo. Recuerda que la materia prima del banco es dinero y tiene que ganarle igual que un panadero debe sacarle a la harina que compra para el pan.

Y hay bancos que, aunque puedes saldar tu préstamo con anticipación, te penalizan por hacerlo. Esto puede variar de un banco a otro, pero en resumidas cuentas el costo por lo general es un porcentaje de interés cargado al monto por pagar.

¿Vale la pena saldarlo anticipadamente?

Partiendo de qué es saldo anticipado y qué pudiera implicar, la pregunta lógica es si vale la pena o no hacerlo. Y la respuesta simple y sencilla es: Depende.

Depende de diferentes factores, tales como tiempo del préstamo, monto a saldar, tasa interés, penalidades, etc. En otras palabras darte una respuesta cerrada a algo que puede ser tan variable no es sencillo.

Sin embargo, el elemento en común para determinar qué tan efectivo puede ser saldar anticipadamente un préstamo, en caso de que no haya penalidades, es la distancia que haya entre el momento en que estas hasta el momento del cierre del préstamo.

Conoce las entidades que te permiten pagos anticipados sin penalidad

Para hacerlo más sencillo, en la medida en que estés más cerca de la fecha final, vale menos la pena saldar anticipadamente el préstamo, porque las instituciones financieras cobran los intereses al principio del préstamo y pagan el capital después.

Por lo tanto, no es lo mismo saldar un préstamo que le quedan 3 meses a uno que le quedan 18 meses; por una razón bien sencilla, no te estarás ahorrando mucho dinero. Prácticamente habrás pagado todos los intereses propios de la deuda financiera que asumiste.

En ese sentido, tu análisis para determinar esta decisión es ver qué tanto te estás ganando con este saldo anticipado, de manera que puedas sopesar si este movimiento favorece a tus finanzas.